Presentan proyecto de ley para sumar personal capacitado en Lengua de Señas en instituciones bancarias de Mendoza

Actualidad Mendoza

Aún el nivel de accesibilidad a la lengua de señas se encuentra muy distante en la comunidad mendocina. Tanto en ámbitos de entidades educativas como en espacios de servicios públicos y privados, la gran mayoría de la ciudadanía no sabe cómo tratar a una persona sorda, como comunicarse, como ayudarlo a poder desempeñarse cómodamente para realizar un trámite.

Días atrás, visitó la provincia de Mendoza, el destacado joven Mateo Salvatto, hijo de una profesora de lengua de señas con muchos años de carrera en educación especial, que brindó una interesante conferencia en el Templo del Vino de San Martín contando su genial creación Háblalo, una aplicación gratuita con más de 130 mil descargas en 53 países de todo el mundo, que les permite a la comunidad sorda o tiene problemas de habla o escucha, para comunicarse a través del teléfono.

Mateo Salvatto creador de Háblalo

Si bien esta es una maravillosa aplicación del talentoso Salvatto que brinda una solución a miles de personas, para poder adaptarse a las exigencias que impone la Sociedad, una herramienta clave para la vida cotidiana con independencia… necesitamos darle una vuelta de tuerca conceptual y que la misma «Sociedad» sea la que se adapte a la comunidad sorda o ciudadanos con problemas de comunicación. Que la interactividad comunicacional sea mutua, retroalimentada, horizontal y enriquecedora para ambos sectores. Esa es la verdadera filosofía de la inclusión y debemos gestar propuestas concretas para que Mendoza lo logre!

Para las personas sordas, el acceso a la lengua de señas es clave para romper las barreras de comunicación y poder participar en la sociedad como cualquier otra persona, por eso es importante crear conciencia en la sociedad argentina sobre sus derechos.

Muchas instituciones, empresas, sindicatos y entidades públicas están trabajando para una sociedad más equitativa e inclusiva, llevando adelante iniciativas que logran que su trabajo sea más accesible para las comunidades sordas. Por eso en necesario que Mendoza, innovadora en muchos aspectos avance en darle un marco legal.

En ese contexto, el diputado provincial del PJ- Frente de Todos, Gustavo Majstruk, presentó un proyecto de ley esta semana que establece la obligatoriedad de contar con personal capacitado en Lengua de Señas Argentina, o intérpretes, en todas las instituciones bancarias de la provincia de Mendoza.

Diputado Gustavo Majstruk autor de proyecto inclusivo

La presencia de intérpretes en Lengua de Señas Argentina en las instituciones bancarias, es de vital importancia para las personas sordas o con capacidades auditivas disminuidas, que solo pueden comunicarse a través de esa lengua, puedan contar con las herramientas necesarias para poder operar en los bancos, en las mismas condiciones que cualquier persona.

Es imprescindible, que los bancos dispongan de los medios, y mecanismos adecuados, para facilitar la comunicación de toda persona con capacidades disminuidas por cualquier causa para poder comunicarse, y de esta forma, propulsar su integración social.

Lo que se trata con el proyecto de Majstruk, es de evitar la prolongación de barreras sociales que padecen estas personas, pretendiendo su inclusión, en todo ámbito en el que se desarrollen. Por eso, propone «la obligatoriedad de contar con personal capacitado en Lengua de Señas Argentina, o intérpretes, en todas las instituciones bancarias de la provincia de Mendoza».

El legislador del peronismo mendocino sostiene que
«Cada institución bancaria será la responsable de capacitar a su propio personal dependiente, o de contratar profesionales intérpretes en Lengua de Señas Argentina, para garantizar los objetivos de la presente ley».

En ese marco, es importante contar con la colaboración de la Asociación Bancaria, que brega por el respeto y el reconocimiento de los derechos de las personas con problemas de sordera o hipoacusia, para que esas barreras comunicacionales puedan desaparecer definitivamente y que la provincia de Mendoza sea pionera en políticas inclusivas.