Acueducto Monte Comán- La Horqueta: el diputado Gómez solicitó a Irrigación información sobra la obra

Actualidad Mendoza

Una de las obras más necesarias para el desarrollo del sector ganadero de San Rafael es el acueducto entre Monte Comán y La Horqueta, un proyecto que permitiría mejorar las condiciones socioproductivas de 89 explotaciones agropecuarias en más de 434 mil hectáreas.

La obra de infraestructura, que incluye 291 kilómetros de cañería, 31 bornas y 83 puntos de entregas había sido licitada en octubre de 2019 y se habían presentado una docena de oferentes.

En las últimas horas se pudo saber que el proceso presentaba algunos inconvenientes, por lo que todo se frenó. “El sector ganadero recibió con gran desazón la novedad de la suspensión de la licitación del acueducto Monte Comán – La Horqueta por irregularidades en el proceso licitatorio”, explicaron desde la Específica de Ganadería de la Cámara de Comercio local.

Hay que remarcar que esta necesaria y esperada obra viene siendo impulsada hace ya unos 20 años. Un dato a tener en cuenta es que el proyecto tiene el compromiso de los productores afectados, quienes firmaron oportunamente para realizar el aporte del 40% para el acueducto.

“La licitación de tan anhelado proyecto quedó sin efecto, dado que el BID (Banco Interamericano de Desarrollo) retiró el financiamiento, argumentando irregularidades en cuanto a la confidencialidad de las vistas en el proceso licitatorio (a cargo del Departamento General de Irrigación) y las denuncias por parte de las empresas oferentes”, explicaron desde la entidad a través de un comunicado.

Frente a esta situación, el presidente del bloque de Diputados del Frente de Todos, Germán Gómez solicitó al Superintendente General del Departamento General de Irrigación (D.G.I.), que informe las acciones concretas llevadas a cabo para proceder a la licitación y administración de la obra por parte de dicho organismo, respecto al financiamiento del Banco Interamericano para el Desarrollo de la obra del acueducto Monte Comán- La Horqueta.

Asimismo requirió que informe todo dato respectivo a los requisitos/ condiciones exigidas por el B.I.D. para proporcionar los fondos, remitiendo la reglamentación respectiva, la existencia o no de denuncias de oferentes respecto del proceso licitatorio y en el caso que existan, se detalle el motivo de las mismas; si la financiación antes mencionada ha sido dejada sin efecto por el Banco Interamericano de Desarrollo y en caso de ser así que exprese claramente los motivos aducidos por el BID acompañando la documentación respectiva en donde consten los motivos y medidas adoptadas por el mismo.

Hay que tener en cuenta que a los efectos de beneficiar la actividad económica y a la población radicada en el Este provincial, sobre todo a los departamentos de General Alvear y San Rafael; desde el año 2018, el Ministerio de Economía, Infraestructura y Energía de la provincia y el Departamento General de Irrigación, se han propuesto trabajar en la realización de acueductos ganaderos que permitan impulsar la ganadería de secano; siendo uno de los mismos, la obra del acueducto Monte Comán-La Horqueta.

Recientememte se ha dado a conocer que el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) retiró el financiamiento para la construcción del acueducto en cuestión, argumentando irregularidades en cuanto a la confidencialidad de las vistas en el proceso licitatorio (a cargo del Departamento General de Irrigación) y las denuncias por parte de las empresas oferentes.

“La licitación de tan anhelado proyecto ha quedado sin efecto, viéndose afectada la economía regional, como el sueño de productores ganaderos en dar un mayor impulso a su actividad y con ello la creación de nuevos puestos de trabajo. Dicha obra, en nuestros días se transforma en un importante aliciente, dado a la situación de crisis financiera que está atravesando nuestra provincia y es por esto que es necesario que quienes han sido responsables en su desmoronamiento se hagan cargo de resolver tal complejo panorama”, resaltó Gómez.

El diputado requirió que informe todo dato respectivo a:

• Los requisitos/ condiciones exigidas por el B.I.D. para proporcionar los fondos; remitiendo la reglamentación respectiva.
• La existencia o no de denuncias de oferentes respecto del proceso licitatorio y en el caso que existan, se detalle el motivo de las mismas.
• Si la financiación antes mencionada ha sido dejada sin efecto por el Banco Interamericano del Desarrollo y en caso de ser así que exprese claramente los motivos aducidos por el BID acompañando la documentación respectiva en donde consten los motivos y medidas adoptadas por el mismo.

Sobre la obra

El proyecto plantea una intervención en una zona donde se realiza ganadería extensiva de cría bovina como principal actividad económica y que presenta importantes ventajas comparativas con otras zonas de cría del país: menores costos de producción, excelentes condiciones sanitarias, bajo costo impositivo, menor inversión requerida por vientre, entre otras, que la hacen atractiva para inversores de otras zonas ganaderas. No obstante, el principal impedimento que presenta la zona para una explotación y pastoreo racional es la disponibilidad de agua de buena calidad para bebida de ganado.

La obra busca mejorar las condiciones socioproductivas de 89 explotaciones agropecuarias de la zona Monte Comán-La Horqueta en más de 434.580 hectáreas,  a través de obras de infraestructura (acueducto: 291 kilómetros de cañería, 31 bornas, y 83 puntos de entregas); capacitaciones y asistencia técnica y fortalecimiento institucional, en un plazo de ejecución de 12 meses. El mismo se abastecerá desde un pozo de agua subterránea y se contará con un reservorio que se ubicará en las  inmediaciones de la intersección de RP 153 y RN 146 del cual se alimentará al acueducto. La traza de la red troncal será por la RN 146 y desde esta saldrán derivaciones hacia los distintos ramales previstos por las RP 205, RP 77, RP 206 y RP 51.

La construcción y operación del acueducto propone una distribución estratégica de agua apta para bebida de ganado, lo que permitiría mejorar la competitividad del sector ganadero, incrementando la productividad y la sustentabilidad de la explotación ganadera por los siguientes motivos:

La zona cuenta con buen potencial forrajero natural que no puede ser aprovechado en su totalidad debido a la falta de agua de buena calidad para el ganado.

Las fracciones de los campos cercanas a las aguadas sufren efectos del sobrepastoreo con el consecuente deterioro de la oferta forrajera, del campo natural y del potencial productivo del campo.

La mala calidad de agua disponible en los campos, dada por su elevada salinidad o la presencia natural de elementos tóxicos, es responsable de baja productividad en la actividad de cría extensiva.

Además, hay altos costos de inversión y mantenimiento de pozos, molinos, bombas y aguadas para la provisión actual de agua para bebida de los animales.

Entre los principales beneficios cuantitativos del proyecto se destaca el aumento de la producción, que resulta de la posibilidad de explotar racionalmente los campos, especialmente aquellos que no podían ser explotados por la ausencia de agua y aquellos en los que la calidad limita la productividad y el bienestar del ganado. Esto permitiría aumentar la receptividad de los campos por mejor uso de los pastizales y mejorar los índices de preñez y destete por incidencia de la calidad de agua en más del 40%. Adicionalmente, se lograría reducir de forma considerable los costos operativos de mantenimiento de pozos, molinos, bombas, aguadas, dado que a través del acueducto no se tendría la necesidad de tenerlos operativos constantemente.

Con el proyecto se implementarán sistemas presurizados comunitarios en el marco de la actividad ganadera de secano. Implica una propuesta de innovación tecnológica que marca un cambio de paradigma sin precedentes en las inversiones públicas de la provincia de Mendoza, e incluso en la administración del agua.

Sin embargo, la estrategia del proyecto concibe a las obras del acueducto como un medio necesario pero no suficiente para mejorar la eficiencia de los sistemas productivos agropecuarios. Y para ello las complementa con un programa de capacitación y asistencia técnica, de fortalecimiento institucional y de incentivo a inversiones intraprediales (Aportes No Reintegrables, ANR).

En cuanto a la componente de capacitación y asistencia técnica, como la de incentivo a la inversión privada (ANR), se busca que los productores beneficiarios del proyecto aumenten la productividad media y la sustentabilidad de sus explotaciones pecuarias, a través de un buen manejo ganadero y pastoreo racional de los campos naturales, lo cual acompañado con inversiones intraprediales en mejoras de instalaciones, rolado, reproductores, etc., permitirá acelerar el ritmo de adopción de tecnologías para el mejoramiento de la competitividad de las explotaciones.

El presupuesto oficial de la obra (agosto 2019) ronda los $645.810.000 (U$S 11.330.000) y será financiado por el Programa de Mendoza Tecnológica con financiamiento del Préstamo BID 3169 OC-AR y Aporte Provincial.

El 40% del costo total de la obra será reembolsado en 20 años por los productores beneficiarios del acueducto.