Jóvenes emprendedores: Se realizó en San Rafael la etapa regional de las Olimpíadas de Electromecánica y Construcciones

Emprendedores

Este mes se ha desarrollado en San Rafael, la etapa regional de las Olimpíadas Nacionales de Electromecánica y Construcciones, de la que participaron colegios de Catamarca, La Rioja, Mendoza, San Juan y San Luis.

En este certamen, organizado por el INET y la Dirección de Educación Técnica y Trabajo, los alumnos de los últimos año de las escuelas técnicas de nivel medio tienen oportunidad de demostrar los conocimientos adquiridos, resolviendo, en forma grupal, los problemas concretos que la organización les plantea, Su desempeño es evaluado por un jurado, integrado es esta oportunidad por los Colegios de técnicos de la Sede Central Mendoza y la delegación San Rafael.

Si bien existe el ánimo de competencia-toda vez que los ganadores pasan a la instancia nacional que se realizará en Córdoba-, impera un gran espíritu de colaboración entre todos los estudiantes y docentes asesores, como así un gran interés por intercambiar experiencias y conocimientos, lo que conlleva un crecimiento de todos los participantes.

Cuarenta docentes y más de cuatrocientos alumnos, de dieciséis escuelas, se congregaron durante tres días para compartir sus logros, estudiar nuevas técnicas, demostrar su capacidad de trabajo en grupo e individual y para relacionarse con el mundo del trabajo. Esa es una gran noticia y un fue tapa de ningún diario.

Como esta iniciativa que cumple diez años y en la que participan sindicatos, colegios profesionales y el estado en todos sus niveles, hay numerosas actividades de la vida académica, del ámbito social y del deporte o la cultura, en las que permanentemente miles de mendocinos se involucran con esfuerzo solidario.

Pero estas olimpíadas no son una actividad más de un calendario escolar que incluye cada año, más eventos extracurriculares. Son olimpíadas que abarcan las áreas sensibles del desarrollo del país y la provincia en los próximos años.

Fomentar actividades de esta naturaleza es atender tres objetivos a la vez.

Primero, estimular la creatividad de los estudiantes, cuestión tan importante como dotarlos de los conocimientos básicos, de la creatividad de ellos dependerá en gran parte, qué pueda ofrecer Mendoza y Argentina al mundo en las próximas décadas.

Segundo, propiciar en ellos concursos que los sumergen en trabajos grupales, coordinación de equipos, cumplimiento de plazos y necesaria adaptación a reglamentaciones precisas.

Finalmente, el fomento de las disciplinas más relevantes para el futuro próximo del país. Las ingenierías son, desde hace algún tiempo, carreras prioritarias para el Ministerio de Educación de la Nación y son también, disciplinas que demandan más egresados de los que el sistema educativo provee; hay en Argentina, un déficit de ingenieros y técnicos graduados en ciencias duras e ingenierías.

Esta mirada sobre la educación, es la que debemos priorizar, alentar y estimular desde el Estado, los medios y la comunidad. La educación funciona cuando tiene un ojo puesto en la comunidad y otro puesto en el futuro de los chicos y la sociedad. Estas olimpíadas, son un ejemplo exitoso de ello.

El desafío de los jóvenes ganadores de la región será obtener el triunfo en la misma Córdoba frente a sus pares de todo el país.