Alberto Rodríguez Saá asumió un nuevo mandato al frente de la gobernación de San Luis

Actualidad San Luis

Tras conseguir la reelección en los comicios de junio, Alberto Rodríguez Saá, juró este lunes nuevamente al frente del Ejecutivo de la provincia de San Luis durante la Asamblea Legislativa que se desarrolló a partir de las 10:00, y que contó con una masiva participación de representantes de distintos sectores sociales, como diputados, senadores, funcionarios gubernamentales, sindicalistas, autoridades eclesiásticas, jóvenes, militantes y familiares.

La soleada mañana de este lunes fue el marco para una jornada histórica. En la explanada se ubicaron cientos de jóvenes, beneficiarios del Plan Solidario, sindicalistas y un pasillo formado por alumnos del Instituto Superior de Seguridad Pública “Juan Pascual Pringles”.

La ceremonia inició con un emotivo mensaje del vicegobernador saliente, Carlos Ybrahin Ponce, agradeciendo por la oportunidad de cumplir ese rol y esperanzado y con expectativas frente a su nuevo cargo como diputado nacional.

Pasadas las 10:15, el gobernador arribó a la Legislatura puntana. Avanzó hacia la entrada del edificio, mientras de fondo sonaba “Caminito del Norte”, interpretado por Gabriel Cantisani, y fue recibido por los parlamentarios de las comisiones de interior y exterior de la Asamblea.

Ya dentro del recinto, donde normalmente sesiona la Cámara Baja, Ponce puso en funciones a Eduardo Mones Ruiz, quien lo sucedió en la vicegobernación. Tras este acto, muy ameno por tratarse de dos compañeros que compartieron mucho trabajo durante la anterior gestión, el ex ministro de Gobierno, Justicia y Culto llamó a tomar juramento a Rodríguez Saá como jefe del Estado puntano. “Yo, Alberto José Rodríguez Saá, juro por Dios y la Patria cumplir y hacer cumplir la constitución, leyes de la Nación y de la Provincia, y desempeñar con lealtad y honradez el cargo de que se me inviste. Si así no lo hiciera, Dios y la Patria me lo demanden”, fue la declaración de asunción.

Seguidamente, el gobernador brindó un complejo y esperanzador discurso de más de una hora, en el que, entre otros puntos, manifestó su intención de trabajar en conjunto con la Nación y los municipios para crecimiento y desarrollo de la provincia.

El discurso del gobernador Rodríguez Saá

Este lunes, el primer mandatario, Alberto Rodríguez Saá, emitió su discurso en el Palacio Legislativo tras asumir su cuarto mandato al frente del Gobierno de la Provincia de San Luis.

Honorable Asamblea, señor presidente, invitados, personalidades, el pueblo de San Luis, puntanas, puntanos. Este es mi último saludo en el escenario, estas palabras las tomo, este título, del escritor Conan Doyle que, cuando va culminando su carrera literaria, escribe los últimos cuentos “Historias de Holmes”, el célebre y famoso detective de la ficción, inventado por él, y le pone de título “El último saludo en el escenario”, donde encuentran a un Holmes espléndido y son una serie de historias.

Hoy inicio un período de Gobierno que, personalmente y para el pueblo de San Luis, es mi último saludo en el escenario. Estamos en un contexto nacional muy difícil, muy difícil, enormes índices de desocupación que han crecido y que es una enorme carga sobre las espaldas de los humildes, este problema tremendo de la desocupación, que estamos con una problemática de hambre, una palabra que duele enormemente, hambre, en nuestro país en este contexto que estamos asumiendo hay hambre, 40 % de la población está por debajo del nivel de pobreza. La pobreza es cuando no te alcanza para vivir, la plata no te alcanza. Hay una enorme inflación que significa caída del salario, la inflación aumenta los precios, pero el significado es la caída del salario.

Algo dramático que es, como me estoy refiriendo, la destrucción de familias enteras que se dedican al comercio, a la industria, al pequeño productor, la quiebra, el cierre de los negocios, el cierre de las persianas. La quiebra es enorme, por miles, diariamente los índices son tremendos.

Es un contexto muy, muy, muy difícil, al que hay que sumarle algo de una gravedad enormísima, que es la deuda externa argentina. Una deuda externa que no se sabe dónde está el dinero, no se sabe para qué se la contrajo, dicen los libros que esto se llama deuda odiosa, cuando no tiene explicación, cuando han sido adquiridas por dictaduras militares o gobiernos corruptos o no se ha cerrado, no se ha cumplido con la normativa constitucional para contraerla o cuando se adquiere para paliar déficit o cuando se pide la deuda y no se sabe dónde está o cuando va a manos de un grupo oligárquico, cualquiera de esas situaciones es para considerar la deuda odiosa. Y en la Argentina se dan casi todas juntas, este es otro de los problemas, este es el contexto en que asumimos. Asumimos con una situación internacional, también, muy difícil que hay que contextualizarla y saber que está pasando, que no es solamente el tremendo drama del medioambiente, es la desigualdad entre los habitantes del planeta, una desigualdad cruel, que ha sembrado el hambre, millones de refugiados que viven en situación de servidumbre, millones de refugiados que viven en situación de servidumbre, y un reparto de las riquezas que no resiste ningún análisis. Un Premio Nobel tenía que escribir un artículo para una revista de esas de lectura fácil y le dijeron que describiera la realidad del mundo y el inventó esta frase, que es cierto pero que quedó como el uno por ciento, ‘el uno por ciento de la población detenta las riquezas de todo el planeta, el uno por ciento’, entonces es un reparto tremendo.

En el año 2017 del crecimiento que tuvo el planeta tierra en la economía, el crecimiento económico que tuvo el planeta tierra, el 82 por ciento del crecimiento económico quedó en manos de un grupo de 50, 60 personas, quiere decir que la población mundial, el trabajador, la trabajadora, todos los que aportan y aportamos para el crecimiento y la riqueza del mundo, toda esa riqueza que aportamos quedó en manos de 60 personas. Y San Luis no escapa a este contexto, porque nosotros vivimos en la Argentina y estamos frente a un Gobierno, no quiero abrir grietas ni nada, pero la definición más correcta, más allá que las personalidades que lo componen o lo componían puedan ser extraordinarias, el Gobierno nacional ha fracasado, ha fracasado y esto nos coloca en una situación porque el fracaso también llegó a San Luis, como nos duele el cierre de las fábricas que hemos tenido, sobre todo que ha golpeado a Villa Mercedes, el cierre de los comercios, que lo vemos en toda la provincia, el hambre, la deuda externa que es un justificativo para no pagar la interna, se contrae cada vez más, no se sabe para dónde va, pero no se paga la deuda interna. Uno de los primeros gobiernos de Rosas tenía el problema de la deuda externa y él dijo ‘la deuda externa va a seguir la misma suerte de la deuda interna y debe tratarse con verdad, con buena fe’, miren 1835, discurso en la asamblea ante representantes de la Provincia de Buenos Aires, Juan Manuel de Rosas, allá en esos tiempos. Pero este ha sido un problema y es un problema enorme, entonces estos problemas también los tenemos en San Luis, este es el contexto en el que estamos asumiendo, pero nosotros asumimos con un optimismo enorme. En San Luis vamos a hacer todo por revertir esta situación, todo.

Pero en este contexto también tengo que destacar que tenemos una enorme luz de esperanza que es el nuevo Gobierno nacional que asume, con el cual ya hemos conversado, hablado, caminado, en el sentido de que vamos a trabajar juntos con el Gobierno nacional. Trabajar con el Gobierno nacional juntos nos va permitir a nosotros de cada una de las crisis que podemos llegar a tener, buscar una salida por encima de la crisis, superarla. Allí donde nos hemos detenido porque no sabemos resolver un problema, vamos a tratar de resolverlo con el Gobierno nacional, juntos, en beneficio de la provincia de San Luis. Por ejemplo, el tema de salud, despierta orgullo, inclusive en el ministro de Salud, que se ha mencionado que va a ser ministro de Salud, me comentaba el orgullo que siente y la impresión que le causa este enorme hospital que estamos haciendo y que se va a inaugurar el año que viene, de 400 camas con 16 salas de operaciones y toda la ciencia y la técnica adentro. Necesitamos administrarlo bien, administrarlo bien, no es fácil para nosotros administrarlo bien, y esto es lo que vamos a preocuparnos para hablar con el Gobierno nacional, y estoy dando solamente un ejemplo. En viviendas estamos con gran optimismo en recuperar el camino de San Luis que es la construcción de viviendas y que cada puntano tenga derecho a una vivienda propia y los hijos de los puntanos.

Otro tema que vamos a tratar con el Gobierno nacional, porque viene el Gobierno nacional con mucho entusiasmo en poner a la construcción de viviendas no solo como un eje para la reactivación de la economía y para generar empleo sino para cumplir con la justicia social y el desamparo, proteger a las familias que no tienen viviendas, entonces nos vamos a adherir al Plan Nacional y vamos a tener fondos, más que los que tenemos, para iniciar un Plan de Vivienda novedoso, es como que nos hemos burocratizado y todo el esfuerzo lo está haciendo la Provincia y es como que necesitamos que nos entren aires frescos y renovadores para trabajar en vivienda y con la intensidad y el deseo que tiene nuestra gente que lo ve, como algo natural, que seamos una fábrica de construcción de viviendas permanente en la Provincia.

En educación vamos a apostar enormemente, quieren saber sobre nuestra innovación, nosotros queremos transmitirla, queremos que nos ayuden, queremos reconciliar la comunidad educativa y participar nosotros también en la comunidad educativa en plenitud, el Gobierno con los padres, el Gobierno con los alumnos, el Gobierno con los docentes, todos juntos vamos a lograr enormes objetivos.

En economía y finanzas, que también vamos a estar conversando y hablando con el Gobierno nacional, simplemente queremos mantener nuestra enorme personalidad de una administración sana, sin deuda, con presupuesto equilibrado, con fuerte apuesta a la inversión, sumarle más y más transparencia a los fondos públicos para que la Provincia pueda continuar este camino que en este sentido es muy, pero muy bueno, y queremos seguir.

También queremos conversar con el Gobierno sobre el problema de la justicia. La justicia en general, nacional, federal, provincial, está en permanente crisis, que viene y viene así siendo, nos encantaría escuchar propuestas del Gobierno nacional para conversar y encontrar un marco en que todas las provincias de la Nación podamos encontrar caminos que mejoren enormemente el servicio de justicia tan necesario y pilar de la República y de la democracia.

En medioambiente no podemos caminar solos, tan solos, en esta lucha contra el calentamiento global y contra los desastres que se producen en el medioambiente por culpa del hombre. Queremos hacer políticas comunes, que el Gobierno asuma que la Cuenca del Morro está en un territorio nacional, está en la Argentina, está en la provincia de San Luis, pero es parte del territorio nacional argentino la provincia de San Luis, y tienen que asumir también responsabilidad sobre la Cuenca del Morro.

Con todo esto que estoy diciendo y muchas cosas más, estoy diciendo lo que yo quiero ir a conversar ya, mañana, con el Gobierno nacional, con el cual ya hay muchos adelantos en esto que nos va a permitir a nosotros mejorar enormemente todos estos caminos que los consideramos buenos, que en algunos tenemos espíritu crítico, más crítico o no, pero que han dado resultado al punto que nuestra provincia está catalogada como una provincia que tiene un hermoso crecimiento y un baño permanente de justicia social hacia sus habitantes.

Específicamente donde vamos a avanzar, porque nosotros estamos muy avanzados en estos temas, es en la Mujer, la Mujer, diversidad e igualdad, hemos avanzado, hemos dado saltos gigantescos en este tema de la Mujer. Esta provincia, para la Argentina, yo diría que es casi ejemplar, para la Argentina, no en el mundo porque hay países que, por supuesto están mucho más evolucionados que nosotros, en este simplemente reconocer los derechos de la Mujer, miren que cuestión tan simple que nos cuesta tanto. Pero nos cuesta tanto porque la mujer viene, desde que se conoce la historia de las civilizaciones, viene sometida a un patriarcado, a una opresión, a formas de esclavitud y de servidumbre que duelen, y duelen y duelen.

Nuestra Secretaría de Una Menos, cuyo nombre le pusimos por las marchas de ese momento y la demanda de justicia y reparar el dolor y tratar de remediarlo, atacando las causas que provocan esto y avanzamos muchísimo.

Es un tema que viene tan acelerado que nosotros también tenemos que acompañar ese nivel de celeridad, por eso es que nuestra Secretaría ahora se va a llamar Secretaría de la Mujer, Diversidad e Igualdad, que comprende todas las problemáticas y nos va a permitir avanzar enormemente.

No sé cómo poner la palabra justa para que sea un título exacto, escribí varias veces, la taché, la vuelvo a tachar y voy a decir la que me quedó al final, quiero gobernar con los municipios, hay municipios en San Luis que han crecido enormemente y hay otros que no, algunos que abrazaron algunas temáticas y otros que están atrasados, quiero ser respetuoso y militante de la autonomía municipal, viva la autonomía municipal, pero suplico que gobernemos juntos, que coordinemos, que nos pongamos de acuerdo, que aprovechemos mejor los recursos de la Provincia y los municipios para bien de todos, tengo un enorme entusiasmo y voy a citar a los municipios más grandes como son Villa Mercedes, San Luis, La Toma, Quines, San Francsico, Merlo, Justo Daract y Buena Esperanza, con tan poco que trabajemos juntos vamos a tener tantos logros, es fácil decirlo, me comprometo a hacerlo, pero necesito que los intendentes, los legisladores y todos nos ayuden a trabajar juntos por el bien de todos. Tenemos que producir y quiero producir y lo voy a hacer, una enorme descentralización administrativa. Voy a citar por ejemplo un caso, y me van a entender todos, cada vez que nombro un ministro de Turismo, se convierte en el ministro de una región, y hay una enorme diferencia entre el turismo que significa Merlo y el Comechingones; el turismo de las sierras de San Luis de un lado, El Trapiche, La Carolina; el centro, que sería Potrero de los Funes y del otro lado, donde tenemos Nogolí, Villa de la Quebrada, San Francisco, Quines y el departamento San Martín, son distintos, no tienen nada que ver, ya tenemos tres regiones.

Y tenemos Mercedes hoy en día y los departamentos Pedernera y Dupuy, el sur de la provincia, hoy es un reservorio turístico maravilloso y tenemos que desarrollarlo, hacerlo distinto y cuando me pasa que entro en duda de cómo se hace, les voy a confesar y disculpen, tomémoslo como algo gracioso, no quiero abrir grietas por favor, pero consulto a Perón, que el hombre sabía y él dice ‘conducción centralizada y ejecución descentralizada’, entonces cada una de estas regiones, por ejemplo en turismo, pero también en todos los temas, en justicia, en tema social, vivienda, cada región tiene sus particularidades, sus apuros, sus necesidades distintas… ejecución descentralizada, lo vamos a hacer.

El parlamento de San Luis, compañeros, hermanos, diputados, senadores, ha tenido momentos muy difíciles en toda su historia y también momentos muy gloriosos y  señalo como uno muy glorioso cuando pudimos establecer un sistema de leyes vigentes, las que no, las que se superponían y tener un sistema finito de normas que lo podemos mensurar, va a parecer exagerado pero no lo es, somos chiquititos, el 1 % de la Argentina tal vez y en el mundo muy poquito, pero debemos ser el único parlamento del mundo que llegó a tener un sistema finito de normas.

El derecho ha tenido que inventar a través de la filosofía del derecho, que estas leyes están todas, se conocen y no es cierto, pero es como un principio que ayuda a armar la lógica jurídica, pero en San Luis si es cierto, podemos conocer todas las normas jurídicas porque están en nuestro digesto de leyes. El parlamento nacional intentó hacer esto con la Universidad de Buenos Aires, hubo una enorme inversión, más de 10 años de trabajo , 10 millones de dólares, pidieron 10 millones más y lo cierto es que no tienen nada, nosotros lo hicimos sin un peso, lo hizo el parlamento de San Luis, en el medio de peleas ideológicas, pero lo hicimos, entonces nosotros estamos en condiciones de ser un parlamento ejemplar y tener una enorme calidad institucional.

Han pasado cosas, y han venido remedios para esas cosas, soluciones, y hoy estamos saliendo de un clima difícil y entrando al que corresponde, los invito a que transitemos este camino, quiero ayudar en todo lo que sea el diálogo con los diputados, en mi persona y en nuestros ministros está absolutamente abierto, yo vengo a la Cámara de Diputados y a la Cámara de Senadores las veces que me inviten, rompiendo de alguna manera los moldes burocráticos, recuperemos para la provincia la mejor calidad institucional

Quiero agradecer al parlamento porque hemos dictado una ley de supresión de títulos y honores, parece algo de la Revolución de Mayo, de Mariano Moreno, sí, pero San Luis tuvo que dictar la ley porque no está en ninguna legislación provincial, por eso yo estoy asumiendo sin la banda, porque ese es un ornamento protocolar innecesario, el gobernador es un ciudadano más así lo dice la República y agradezco que hayamos dictado esta ley.

Cuando el mundo tiene este enorme problema de la desigualdad, de la falta de oportunidades, de la desocupación, del ninguneo, de educación que no es pública y gratuita, universidades aranceladas, son las juventudes del mundo que se levantan y reclaman contra ese capitalismo, neoliberalismo despiadado y cruel, y esta acumulación de las riquezas inversa a lo que debería ser y cuando los sistemas políticos, las organizaciones se burocratizan y se corrompen, es necesario el trasvasamiento generacional, palabra que creo que la inventó Perón y que significa trasvasar, pasar de un vaso al otro y darle el poder a los jóvenes. Esto Perón lo hizo a fines de la resistencia peronista, allá por el año 67, 68, y se tuvieron que reunir los jóvenes en Uruguay porque la dictadura no admitía que los jóvenes se reunieran, y qué problema tenía el peronismo en ese momento, tenían el problema que los sindicatos estaban burocratizados y los políticos pasaban de un lado a otro, entonces convocó a la juventud  y se produjo un empujón enorme, un sacudón y el retorno de Perón y el restablecimiento, aunque precario, de la democracia en Argentina y dejó de estar proscripto el peronismo.

Esto siempre pasa, porque son las reglas del poder, pasa en todos lados, hay momentos en que hay que trasvasar y tienen que venir los jóvenes, a veces lo hacen en forma rápida y acelerada, que se llama revolución, a veces se hace más lento.

En esta época en que es necesario el trasvasamiento generacional, la situación es muy distinta y más compleja, porque se suma a esta problemática de las burocracias y de la corrupción que puede invadir cualquier estamento, se suma a la era digital y de la robótica.

Nosotros los puntanos hemos tenido el enormísimo privilegio porque estábamos muy atrasados y vivíamos en la era agraria y de golpe saltamos, con un salto cualitativo a la era industrial y porque fuimos inteligentes abrazamos la era digital y nuestros chicos ya están en la era de la robótica y esto se esta produciendo rápidamente en el mundo, entonces con estos jóvenes que salen a reclamar en España, en Francia, en Chile, además del problema del desplazamiento y el no dejar empoderarlos, aparece el fenómeno de que están viviendo la era digital.

Los nacidos después del 95 son nativos digitales. Nosotros, yo por lo menos, soy inmigrante en el mundo digital, cuando estudiamos la Revolución de Mayo vimos que los nativos hacían una revolución contra los inmigrantes, el poder español, entonces ahora además del trasvasamiento hay que permitir que los nativos digitales se empoderen, porque sino nos van a echar, hay que hacerlo racionalmente, amigablemente, con mucho amor y comprensión hacia los jóvenes.

Vamos a empoderar a los jóvenes, siento una alegría enorme por lo que está pasando en Villa Mercedes, la enorme renovación y el acceso de los jóvenes, casi dos saltos generacionales y que va a suceder también en la ciudad de San Luis, en La Toma y en otras ciudades, esto nos va a ayudar muchísimo, nos va a dar otra visión, nos va a reconciliar, hermanos puntanos, los viejos están peleados, los jóvenes no, no les transmitamos nuestras peleas.

Y termino, soy del San Luis de las autopistas, de las viviendas, de los puentes, de la internet, de Terrazas del Portezuelo, de este edificio,  de La Pedrera,  de cada uno de los centros que hemos construido, ese es el San Luis del cemento y vamos a hacer más cemento, pero quiero en estos 4 años ser el que facilitó el empoderamiento de la juventud, sobre lo que vamos a trabajar todo el tiempo y quiero ser el que le ponga alma al cemento, vamos a hacer que cada cosa de cemento viva con el corazón de la Puntanidad y le vamos a poner alma.

Como Conan Doyle cuando escribió el último saludo en el escenario y que hizo que Serlock Holmes hiciera literariamente una carrera detectivesca fantástica, este es mi último saludo en el escenario, deseo ser el gobierno más noble con la provincia de San Luis, el de mayor armado del alma de la Puntanidad, el que empodere a los jóvenes y terminar el período entregándole el poder a una mujer o a un joven que sea votado con el afecto de los puntanos y puntanas, quisiera hacer el mejor Gobierno que pueda y voy a hacer todo el esfuerzo.

Vivan las instituciones de San Luis, viva el Cristo de la Quebrada, vivan los pueblos de San Luis, el norte puntano, los Comechingones, viva el sur, las lagunas, viva la educación, la salud, la justicia, la justicia social. Gracias.