Ante la escándalosa pérdida de las vacunas en Mendoza, el peronismo pide investigar al Gobierno de Suarez

Actualidad Mendoza

Un insólito hecho tuvo lugar el último viernes en el departamento de Las Heras, Mendoza. Una partida de vacunas chinas contra el coronavirus Sinopharm fue guardada por error en un freezer destinado a la de origen ruso Sputnik V y por consiguiente se congeló.

La situación se dio en el centro de vacunación montado en el estadio Vicente Polimeni y el error se dio porque la vacuna Sinopharm debe ser conservada entre 2 y 8 grados centígrados, mientras que la Sputnik V debe permanecer a -18C°. Ahora, los fármacos de origen oriental fueron puestos en cuarentena para su descongelamiento y posterior reutilización.

“Hay errores humanos como el que se cometió en Las Heras, se equivocaron de freezer y guardaron vacunas chinas en uno de vacunas rusas (-18°). Las vacunas fueron mal conservadas y ahora están en el vacunatorio en cuarentena para ver como seguimos”, justificó la ministra de Salud provincial, Ana María Nadal.

Pero esta situación que minimiza la ministra de Suarez es de grave preocupación. Por eso, el peronismo presentó en la sesión de este martes un pedido de informes luego de que trascendiera que cerca de 100 vacunas de la marca Sinopharm fueran congeladas a más de 18° bajo cero, que es la temperatura que les corresponde a las vacunas Sputnik-V.

“Nuestra intención es saber con certeza si se ha cometido un error en la conservación de muchas dosis, en más de 100, en cuanto a la refrigeración lo que habría determinado que estas dosis posiblemente no puedan ser usadas, por eso es que queremos saber si realmente esto ha sido así, si Mendoza ha perdido esas 100 dosis de vacunas”, sostuvo el senador Samuel Barcudi, quien presentó el proyecto in voce.

En el pedido de informes, que fue aprobado por unanimidad por la Cámara de Senadores, el peronismo le exige al Gobierno que explique qué medidas se van a tomar y si efectivamente hubo un error en la conservación y en el refrigerado de la vacuna Sinopharm.

Además, solicitaron que se indique de forma exacta la cantidad de dosis afectadas y el nombre y apellido del funcionario responsable del mantenimiento y conservación de las vacunas.

También se solicitó que se informe si el Ministerio de Salud de la Nación está al tanto de lo sucedido y qué protocolo se va a seguir en caso de que estas vacunas hayan sido inactivadas o mal utilizadas por una mala conservación.

“Realmente creo que esto es un hecho de mucha gravedad y que debe ser tomado en cuenta y tomadas las medidas pertinentes”, cerró Barcudi.