Reforma Electoral: La ignorancia de la clase política y la traición del sanjuanino Uñac al ministro Frigerio

Actualidad

No cabe dudas que es fundamental realizar una Reforma Electoral en la Argentina. Esta realidad fue planteada desde el mismo gobierno macrista e implementada por primera vez desde el propio peronismo. Ya que Juan Manuel Urtubey fue el impulsor de este sistema electoral y que utilizó por primera vez este tipo de voto «electrónico» o mejor dicho Boleta Única Electrónica en su territorio salteño .

La oposición al sistema, desnuda una cierta ignorancia de los mismos opositores, que creen que el aparato donde se genera el voto tiene «wifi», poder navegar por internet, tal como si fuera una PC, lo cual es erróneo, ya que la clave es el chip y no la computadora. Incluso el voto registra un comprobante de papel que constata en cierta forma tradicional con el voto emitido de manera «electrónica».

El bloque del FpV-PJ en el Senado mantuvo un encuentro, ayer jueves al mediodía, con los gobernadores Gildo Insfrán (Formosa), Sergio Uñac (San Juan), Sergio Casas (La Rioja), Carlos Verna (La Pampa), Gustavo Bordet (Entre Ríos) y Rosana Bertone (Tierra del Fuego) para evaluar la reforma electoral que impulsa el Gobierno nacional.

Luego de la reunión, que duró alrededor de dos horas, tanto los mandatarios provinciales como los senadores se retiraron sin hacer declaraciones a la prensa. Más tarde, se emitió un comunicado, redactado por Omar Perotti y Eduardo Aguilar, donde se expusieron los puntos de “coincidencia” que resultaron de la charla.

En la misiva se manifiesta que a partir de “las objeciones que los expertos informáticos presentaron en las reuniones de comisión, en cuanto a la alta vulnerabilidad de algunos métodos electrónicos propuestos”, se determinó “la imposibilidad del apoyo al proyecto tal cual fue aprobado por Diputados”.

A la reunión de este jueves también asistieron los vicegobernadores Pablo González (Santa Cruz) y Emilio Neder (Santiago del Estero); el secretario de la gobernación de Chaco, Horacio Rey; y el diputado y presidente del Partido Justicialista Nacional, José Luis Gioja.

La foto del gobernador Sergio Uñac con el resto de los gobernadores en ese encuentro cayó muy mal al ministro del Interior, Rogelio Frigerio, ya que ambos llevaban una buena relación e incluso se inauguraron numerosas obras con fondos nacionales en la provincia cuyana: planes de vivienda para diversos departamentos, carreteras, la obra del Paso fronterizo con Chile… es decir, hubo mucha plata invertida por Nación en la que la figura del gobernador aparecía pegada a la misma.

El gobernador Uñac realizó declaraciones que no dicen nada: «Estoy de acuerdo con la incorporación de tecnología en los sistemas electorales, pero estas innovaciones deben hacerse con gradualidad y amplio consenso. Es necesario mantener siempre como factor de seguridad y confianza el soporte papel y la validez última de este recuento definitivo».

«La gradualidad para implementar este nuevo sistema será fundamental, hay que darle tiempo a la ciudadanía, que es muy diversa en su relación con la tecnología para aprender y adaptarse a los nuevos métodos de votación», agregó.
«Es natural que las grandes reformas, los grandes pasos que da nuestro sistema electoral, deban lograrse con mucho diálogo para generar amplios consensos que  fortalezcan nuestro sistema democrático. También es natural que los consensos tomen su tiempo.» puntualizó el gobernador. Es decir, el gobernador desconoce técnicamente el sistema, ya que la «Boleta Única Electrónica» cuenta con un soporte papel que le da validez al recuento definitivo (… entonces, por qué habla, si no sabe… ah! si si, es político argentino…).
El ministro Rogelio Frigerio molesto salió al cruce ante el vergonzoso encuentro de los gobernadores de ayer. Frigerio aseguró que «el FPV quiere poner un sistema específico pero no es eso lo que se está discutiendo, no se trata de un proyecto en particular».
«Si la reforma política no sale, la que pierde es la gente, porque muchas provincias ya votaron así», destacó Rogelio Frigerio en TN donde enumeró a «Salta, Ciudad de Buenos Aires, Córdoba, San Luis, Chaco».»Entre Ríos dijo que lo va a implementar y esto se produce porque la mayoría de los gobernadores lo apoyan. Hace 100 años que votamos de la misma manera y creemos que todo se puede mejorar», añadió.
Ejemplificó con que «(La ex presidenta) Cristina Kirchner dijo que le gusta la boleta y 4 ó 5 senadores piensan lo mismo, pero el resto no. Aparentemente no quieren sacar el despacho de comisión», lamentó Frigerio.Por otra parte, en lo vinculado a la relación con los gobernadores manifestó que «tenemos los votos para sacar un proyecto de reforma electoral porque hay una excelente relación con ellos y avanzamos en un montón de cosas».

¿Cómo es el sistema electoral que está puntualmente en debate?

La empresa que lleva a cargo este sistema electoral cuestionado es argentina y se llama Grupo MSA una compañía se caracteriza por la generación de «Software No Convencional para Procesos de Misión Crítica». Entre nuestras principales actividades se encuentran: la solución integral para procesos electorales mediante la utilización de tecnología, la provisión de información bursátil de todo el continente americano, el desarrollo de software para gobiernos municipales, servicio de ticketing para espectáculos públicos, transmisión de señal IP sobre redes eléctricas y video-vigilancia ciudadana, entre otros.
El Grupo MSA, acompañado por el gobierno nacional, propone el sistema de Boleta Única Electrónica (BUE), un sistema electrónico de votación en base a una boleta única, donde los datos se registran sobre el papel y en un chip que contiene la boleta. Es decir que la misma se basa en la inteligencia del elector, en vez de la inteligencia de la máquina, ya que estas no tienen memoria.En la máquina no se registra ningún voto ni acción del votante que se haya usado para conformar el mismo. Esto último sumado a la posibilidad de utilizar cualquier máquina del recinto hace que no se pueda rastrear el orden de votación y violar el secreto del voto.El elector va a votar con una única boleta que tiene insertado un chip que acercado a la máquina se excita y cualquier cosa que tenga grabada, es decir los candidatos de la respectiva elección, aparecerá en la pantalla.De igual forma que en el sistema tradicional, este asegura el contacto físico entre un comprobante o boleta electoral y el elector. Sin embargo, la confección de dicho comprobante se ha efectuado con la tecnología que provee un equipo computador, pero NO solo por la simple impresión en texto claro del voto, sino por el grabado de la memoria interna o chip de RFID que tiene incorporada la misma boleta. Ahora bien, el mismo equipo (u otro del mismo recinto electoral) permite al elector verificar y contrastar lo que electrónicamente se ha grabado en la misma con lo que se ha impreso en texto claro.

Lo electrónicamente grabado en el chip es lo que luego habrá de ser utilizado para realizar el escrutinio, volviendo a controlarse su coincidencia con lo impreso por parte de las autoridades de mesa y fiscales partidarios. Ello implica que cualquier persona sin conocimientos técnicos especiales puede verificar el correcto funcionamiento de las máquinas y la conformación de los resultados electorales.

Entonces el elector mete la boleta, elige a sus candidatos en una pantalla táctil y luego de dar el OK, la boleta se imprime con las candidaturas y además se graba en el chip y esa boleta va a parar a la urna como se realiza tradicionalmente. Cuando termina el día, se abre la urna y frente a los fiscales se hace el recuento de votos de manera electrónica, tal como un cajero de supermercado suma los productos de una compra.

El sistema aporta una verdadera mejora a la precisión y velocidad de procesamiento y sostiene la relevancia y calidad de veedores acreditados y representantes de la justicia y partidos políticos, quienes habrán de velar por la exactitud, transparencia y pulcritud del escrutinio. Sin embargo y a diferencia de lo que sucede en el sistema tradicional, no hay margen para discusiones respecto a boletas válidas o no. Las boletas son en esencia un voto almacenado en la memoria de la misma en forma electrónica y, además, escrito en forma clara en una de sus caras.

El objetivo actual de MSA  el gobierno nacional es convencer que este sistema es el más preciso y transparente que existe en la actualidad. Si bien ya varias provincias y municipios lo están utilizando en los últimos actos electorales, a nivel nacional aún no ha sido utilizado. Este sistema de sufragio es una elección política, no es una elección de gestión electoral.