Turismo a los ponchazos en Los Penitentes: Denuncia penal al gobierno de Cornejo por irregularidades

Actualidad Mendoza

Los parques de nieve Los Puquios y Penitentes y el centro de esquí Las Leñas son los habilitados esta temporada en la provincia de Mendoza para disfrutar de los deportes invernales, informó el Emetur (Ente Mendoza de Turismo).

Representan las atracciones invernales más importantes de la provincia e incluso del país, donde miles de turistas se acercan para disfrutar en las altas cumbres de nuestra emblemática cordillera.

Lamentablemente, en Los Penitentes pasó un año donde el gobierno no hizo nada en relación a qué medida tomar con este centro turístico. Hoy se ve nuevamente manchado por la designación de la explotación comercial a manos «amigas» al gobierno y cubierto con un manto de irregularidades y sospechas… tal como en los viejos tiempos… de «Cambia Mendoza» poco y nada…

El conflicto con un permiso precario que el gobierno de Cornejo le otorgó a la empresa Viento Blanco SA para que explote Los Penitentes continuó en la Fiscalía de Estado y en la Justicia Penal porque los senadores de la oposición (Patricia Fadel, Marcelo Romano, Ana Sevilla, Juan Agulles y Fernanda Lacoste) denunciaron una serie de irregularidades en el proceso.

Cabe recordar que este bello sector cordillerano era propiedad del Estado, pero en tiempos de la Dictadura, se otorgó una concesión «a dedo» y sin muchas explicaciones por 40 años a la empresa Los Penitentes SA , es decir, que se transfirieron a privados para poder explotar el centro de esquí Los Penitentes a la familia López Frugoni, integrada por 5 de los 6 hermanos, beneficiados por la bendición del decreto militar. Balances truchos, manoterio de billetes, negociados, hicieron que la firma adeude al Estado mendocino más $5,3 millones de impuestos que nunca pagó desde 1983 y -según el expediente judicial- a la AFIP le debe $9 millones más.

Pasaron años y recién en 2016, plena gestión Cornejo, el Ente Provincial de Turismo se negó a otorgarle la prórroga a Los Penitentes S.A porque no era la concesionaria original y le exigió a esa explotadora del centro de esquí que mostrase los avales y garantías de las primeras concesionarias, algo que no lograron demostrar.

Por eso y por otros incumplimientos – la empresa tenía clausurados los medios de elevación por falta de controles- el gobernador Alfredo Cornejo decidió rechazar el pedido de prórroga de la concesión con el decreto 217/19, y esa decisión fue avalada por la Suprema Corte provincial, que le dio al Estado el derecho de posesión.

Las telesillas permanecen clausuradas desde junio de 2018. Pasó un año y la improvisación y el apuro por la inminente llegada de las vacaciones invernales, aceleraron los tiempos para tener una oferta turística «atada con alambres» para poder facturar.

Por eso, el gobierno de Cornejo otorgó un permiso precario y a los apurones a la empresa Viento Blanco SA para que explote esta temporada Los Penitentes. La historia del «dedismo» se repite, porque no se aceptaron otras propuestas empresarias y se decidió directamente al amigo Jorge Pérez Polo, el mismo que opera en Los Puquios.

Con la apertura se garantizará que funcionen los principales servicios y hasta una reducida pista de esquí. No podrán usarse las telesillas que requieren un mantenimiento especial que no se hizo y los tiempos impiden que se realice para este año. En total habrán cuatro hectáreas habilitadas formalmente al público. La concesión es hasta el 31 de agosto.

Según, parodia el diputado Mario Vadillo, de Protectora, será «la pista de culopatín más grande del mundo»… ya que los servicios para esquiar profesionalmente serán muy limitados.

En la misma sintonía, el senador de la misma fuerza política ciudadana, Marcelo Romano, presentó una denuncia penal junto a los senadores de la oposición, contra el gobierno de Alfredo Cornejo ante la Fiscalía de Delitos Económicos, a cargo del Dr Hernán Ríos, por la serie de irregularidades en el proceso de la nueva adjudicación del complejo Los Penitentes.

«Creemos que hay situaciones muy oscuras, reñidas con la legalidad y la razonabilidad», afirma el legislador provincial de Protectora.

A Romano le llamó la atención la presencia en la última sesión en el Senado del subsecretario de Justicia y Relaciones Institucionales, Marcelo D’Agostino. El numero dos del ministerio de Gobierno ya viene desde hace meses negociando en privado para que el actual concesionario de Los Puquios, Jorge Pérez Polo, extienda sus negocios en alta montaña. El otorgamiento no es casual ni espontáneo «porque no quedaba otra», sino muy bien trabajado.

Perez Polo «rompió el chanchito» y ofreció hacer una irrisoria inversión de $500.000 y abonar “en concepto de alquiler por la temporada invernal” una suma de $16.500 por día habilitado al público.

La suma suena «poco seria» si se toma en cuenta que, en una sola jornada de alquiler de trineos, los ingresos son de cientos de miles de pesos. Y además López Polo manejará la playa de estacionamiento, el restaurante del lugar, el local de alquiler de equipos, la boletería y la escuela de esquí, entre otras cajas. No obstante, para el gobierno de Alfredo Cornejo parece ser una propuesta «tentadora e insuperable».

Lopez Polo rompió el chanchito e invirtió 500 mil pesos en Los Penitentes

«La figura del subsecretario de Justicia D’Agostino no se explica en un tema de turismo. Él va, toma posesión y adjudica en forma inminente… hace una especie de entrega de custodia temporaria, pero siguen explotando las instalaciones con irregularidades muy graves; por ejemplo, hay facturas que están a nombre de un señor llamado Ricardo Velázquez y teóricamente la custodia, que no sería para explotar pero lo explotan, están a nombre de Mario Velázquez» afirma Romano.

Y agrega «Otro aspecto de la denuncia es que no sabemos a dónde va el dinero recaudado, si va a Rentas Generales o alguna otra parte del gobierno. Vemos tan apurado al gobierno que hay algo extraño y algo raro».

«Cabe destacar que ayer se cayó la sesión en el Senado de la provincia por falta de quórum, porque la oposición, en los que me incluyo, nos levantamos al ver que el gobierno, a través de sus senadores, pretendían aprobar en forma inminente y a toda costa para seguir adelante con este procedimiento irregular de la nueva entrega de Penitentes», describe el senador Romano, que avanza con la denuncia penal contra el gobierno de Cornejo.

Mientras tanto, la temporada de «culopatín» está por comenzar y a punto caramelo para que «los amigos» empiecen a facturar.