Pedido de informe del diputado Carlos Sosa por los excesos violentos de fuerzas de seguridad sobre ciudadanos mendocinos

Actualidad Mendoza

La difusión del accionar violento por parte de integrantes de las fuerzas de seguridad locales hacia ciudadanos mendocinos motivó que el diputado provincial Carlos Sosa (Frente de Todos-Partido Justicialista) presentara en la Legislatura un pedido de informe dirigido al Poder Ejecutivo provincial para aclarar casos de abuso policial en el marco de “la custodia del cumplimiento de la cuarentena por COVID-19 dispuesta para todo el país” desde el viernes 20 de marzo.

La iniciativa del también presidente de la Comisión de Derechos y Garantías –contenida en el expediente Nº77.509 de la Cámara Baja– está plasmada en un proyecto de resolución que debe ser abordado en ese ámbito para saber detalladamente “el número total de detenciones de personas”, la “cantidad de detenciones que quedaron incursas bajo la figura de la violación al aislamiento social obligatorio”, los “lugares y tiempos promedios de duración de las detenciones” y el “número de casos en los que ha habido intervención fiscal y el estado de las causas abiertas”.

Además indaga para conocer “si durante estos procedimientos se detectaron abusos policiales o se tomó conocimiento de denuncias por abusos policiales” y, “en caso afirmativo”, indicar “número de casos, circunstancias de tiempo, modo y lugar en que se desarrollaron los hechos, individualizando el personal policial incurso y las víctimas afectadas; si se dio intervención a la Inspección General de Seguridad, si se abrieron las correspondientes causas administrativas y judiciales, y si en los procedimientos intervino únicamente personal de la Policía de Mendoza o en algún caso participaron efectivos de fuerzas de seguridad de la Nación, como la Policía Federal, Gendarmería o Prefectura”.

Otra de las inquietudes es acerca del “estado actual de la investigación sobre el hecho ocurrido el día 24 de marzo de 2020 en el supermercado Walmart de Palmares, departamento de Godoy Cruz, en el que estuvieron involucrados personal policial y dos ciudadanos (madre e hijo) de nombres Mauro y Sandra Martínez, denunciado públicamente por la Coordinadora Contra la Represión Policial e Institucional (CORREPI), y si en el mismo se registraron lesiones por golpiza y discriminación por causa género”.

El pedido de informe se enfoca incluso en “el incidente registrado el día martes 7 de abril de 2020 alrededor de las 19 horas en la esquina de las calles Chaco e Italia de la Sexta Sección de Ciudad”, sobre el cual solicita datos acerca del “desarrollo de los hechos”, la “cantidad de efectivos y de vehículos utilizados en el procedimiento, si intervino personal policial de civil, si se detectó la existencia de lesiones, si se abrió alguna investigación sobre posibles abusos en el accionar policial”, el “estado actual de las causas” y la “cantidad de casos de violación de la cuarentena en los que haya estado involucrado personal policial”.

Al respecto, varios casos de abusos policiales en el marco del control del cumplimiento de la cuarentena han sido registrados en imágenes en distintas provincias del país, como Buenos Aires, Córdoba, La Pampa y Jujuy, además de Mendoza, donde los detenidos por romper el aislamiento ya superan las 4.400 personas.

Las situaciones abarcan incluso el incumplimiento de la medida excepcional por parte de personal de seguridad, como ocurrió con un auxiliar de la Comisaría 29ª, de Gutiérrez, Maipú, quien estaba en la calle a pesar de haber presentado un parte de enfermo para no asistir a trabajar en los últimos días de marzo.