La cosecha y el trabajo en bodega no para por la cuarentena ¿existe un protocolo de traslado de cosechadores y adecuadas medidas de preventivas?

Emprendedores

En medio de la cuarentena total dispuesta desde el Gobierno Nacional, la economía de la región cuyana trata de sostenerse de alguna manera y mucho más aún cuando nos referimos a tiempos de cosecha de la uva. Estos momentos para las empresas vitivinícolas es fundamental y el Decreto presidencial le abre una puerta para que se pueda trabajar en la cosecha de uva y dentro de las bodegas con las prevenciones necesarias.

El sector está comprendido entre las excepciones del Decreto 297/20: – Industrias de: alimentación, su cadena productiva e insumos; de higiene personal y limpieza; de equipamiento médico, medicamentos, vacunas y otros insumos sanitarios. – Actividades vinculadas con la producción, distribución y comercialización agropecuaria y de pesca.

No obstante, el senador provincial y viticultor del Este mendocino, Bartolomé Robles, expresó desde las redes sociales algunas observaciones claves para trabajar adecuadamente y con un modelo preventivo óptimo en la cosecha en medio de la cuarentena obligatoria.

«El Gobierno provincial y los productores tenemos que trabajar juntos en implementar un protocolo, que garantice en orden de prioridad: la salud de los mendocinos, la provisión de alimentos y cuidar la economía de nuestra provincia», destacó el legislador del peronismo mendocino.

Y agregó «Hay que generar un protocolo para garantizar el traslado de personas sin riesgo. Tanto los cuadrilleros como el gobierno deben trabajar juntos implementando medidas que faciliten conseguir y trasladar a los cosechadores en este difícil contexto, cuidando a los trabajadores y cuidando a los productores. Una vez en la finca, el trabajo es al aire libre y se facilita mantener mucha distancia, que acompañadas con mayor higiene, hacen que el riesgo de contagio sea menor. Es necesario capacitar a los cosechadores y darles lo que necesiten para adoptar medidas preventivas (barbijos, agua/jabón,alcohol en gel, etc).

«Una realidad para el sector es que no puede dejarse la producción en las viñas, ni en los olivos. Aún no está claro cuál es el protocolo general de transporte de carga para los próximos días, que entiendo incluirá controles en las rutas para ingresar mercadería o alimentos a la Provincia», afirmó Robles.

El senador propone «Se podrían implementar controles, entre ellos de temperatura a quienes van en el vehículo de carga, con termómetro infrarrojo, para garantizar abastecimiento y producción, que será necesaria en estas semanas que vienen».

«Los cuidados de la Salud de los operarios de las bodegas es fundamental, para ellos se deben tomar todas las medidas de precaución por los propietarios de las Bodegas», concluyó.