Uñac, el muchacho que patea para los dos lados

Actualidad San Juan

Alguien lo tenía que decir. El gobernador sanjuanino Sergio Uñac desde hace mucho tiempo padece una ambigüedad que desconcierta a todos. No lo dice públicamente, pero ciertas actitudes hacen que muchos sospechen.

Es momento que «salga del placard», ya que su peronismo no lo tiene muy en claro. A pesar que El Flaco Gioja lo tironeé para el lado de los FF, el muchacho se va por el camino de una sola F.

Al hombre de Pocito se lo pudo ver en la foto con los gobernadores que respaldan al candidato presidencial del Frente Todos Alberto Fernández.

Este miércoles, Fernández logró alinear a 15 provincias: reunió a 12 mandatarios y a un diputado nacional de otro distrito (Misiones), mientras que otros dos gobernadores se disculparon por no poder almorzar con sus pares (fue bondiola con batata asada) en un boliche de San Telmo.

Hace seis meses, la mitad de quienes se fotografiaron con Alberto F integraba la mesa de Alternativa Federal y, por entonces, la apuesta electoral se dividía entre Juan Manuel Urtubey, Miguel Ángel Pichetto y Sergio Massa.

En esa vieja foto se podía ver al «saltarín» Uñac junto a los gobernadores Manzur (Tucumán), Casas (La Rioja), Bordet (Entre Ríos), Zamora (Santiago del Estero), Bertone (Tierra del Fuego), Peppo (Chaco), Passalacqua (Misiones) y Arcioni (Chubut), en diciembre pasado, donde participaron de la cumbre de Alternativa Federal en la Casa de Córdoba, en el Centro porteño.

Otros tiempos

Pero pasaron cosas: Urtubey terminó con Lavagna; Pichetto se hizo oficialista y Massa se sumó al Frente de Todos.

Hoy los tiempos cambiaron y gracias a los tironeos del pueblo sanjuanino, las estadísticas de las encuestas de su provincia y la insistencia del caudillo Gioja, terminaron de acercarlo al Sergio al calor de la fórmula Fernández-Fernández. De ahí, se suma a la foto.

Pero el muchacho es escurridizo y ambiguo, ya que se escapó en una foto con el ministro macrista Rogelio Frigerio.

Rogelio Frigerio armó una serie de cumbres con gobernadores peronistas para intentar opacar la foto que consiguió Alberto Fernández con 12 mandatarios.

Entre el martes y miércoles, el ministro del Interior se mostró con el entrerriano Gustavo Bordet, el sanjuanino Sergio Uñac y el chaqueño Domingo Peppo. Todos ellos participaron del encuentro con el candidato del Frente de Todos en San Telmo.

Por eso Frigerio, como parte integrante de la nueva ala política del Gobierno junto a Horacio Rodríguez Larreta y Miguel Pichetto, cuya misión es traer agua peronista a las tierras de Cambiemos, apuró las tres reuniones para que la foto del compañero de fórmula de Cristina Kirchner no tuviera la interpretación de un bloque granítico de gobernadores apoyando al rival de Mauricio Macri.

Uñac es un muchacho del sí fácil y cedió ante la seducción de Frigerio, apareció en varias fotos en el marco de la firma del contrato para la terminación de la represa El Tambolar.

¿Para qué lado patea?