Luján se hace grande: Cornejo, Sica y Kerchner inauguraron un emprendimiento agroalimentario de gran nivel productivo

Actualidad Mendoza

El Gobernador Alfredo Cornejo; el ministro de Producción de la Nación, Dante Sica, y el ministro de Economía, Infraestructura y Energía, Martín Kerchner, participaron en la inauguración de la fábrica de papas fritas congeladas que la empresa Simplot instaló en Luján de Cuyo. La empresa, una de las beneficiarias del Bono Fiscal de la provincia, producirá 120 mil toneladas por año de papas pre fritas congeladas. El 70% de la producción se destinará a la exportación a los mercados sudamericanos, principalmente Brasil, Uruguay y Chile.

El acontecimiento convocó a las máximas autoridades de la empresa: su presidente, Scott Simplot; la directora y miembro ejecutivo, Gay Simplot; el director y miembro ejecutivo, Ted Simplot; el presidente y CEO de J.R. Simplot Company, Garrett Lofto; el presidente y CEO de la división Foods de J.R. Simplot Company, Mark McKellar, y el presidente de Simplot Argentina, Fabio Calcaterra.

En el acto estuvieron, además, el intendente de Ciudad, Rodolfo Suarez; el intendente de Luján, Omar De Marchi; la ministra de Hacienda y Finanzas, Paula Allasino; el ministro de Gobierno, Trabajo y Justicia, Lisandro Nieri; el secretario de Ambiente y Ordenamiento Territorial, Humberto Mingorance; el superintendente general de Irrigación, Sergio Marinelli; el subsecretario de Industria y Comercio, Sergio Moralejo, y el subsecretario de Agricultura y Ganadería, Alejandro Zlotolow.

La fábrica Simplot Argentina está ubicada en la ruta 7, km 397, mil metros antes del ingreso a la cárcel de Almafuerte, en el departamento de Luján de Cuyo. A su vez, la empresa desarrollará en la localidad de Pareditas, San Carlos, 1.800 hectáreas de papa y trabajará con productores tercerizados, mejorando las técnicas de cultivo y la eficiencia en el uso del agua.

Esto traerá consigo la diversificación de la matriz productiva provincial, con una producción industrial de alto valor agregado basado en las industrias vitivinícola, frutícola y de energía.

“Estamos orgullosos de una conjunción de buena energía para un proyecto de tan gran envergadura, para que crezca nuestro país y Mendoza. Esa conjunción se da por múltiples factores, no son simples, sobre todo en una Argentina que tuvo un gran retroceso con el populismo, pero que sabe que la única forma de distribuir el ingreso es creando riquezas”, expresó el Gobernador Alfredo Cornejo durante la inauguración.

“En este emprendimiento, como en tantos otros, se está creando riqueza, nuestra economía y en particular Mendoza necesitan industrias que atiendan el mercado interno pero que también se brinden al mercado externo, para que ingresen divisas a nuestra provincia”, agregó el mandatario.

Alfredo Cornejo recordó que “la comunión positiva de intereses se da porque nuestra tierra es adecuada para este producto. Nuestro recurso humano es armónico, nuestro entorno económico es ideal, puesto que tenemos una provincia con cuentas saneadas para invertir y desde luego un Estado que está funcionado y que facilita las cosas al sector privado”.

El Gobernador detalló que el proyecto tenía un plazo de ejecución de 18 meses pero que gracias a todos los factores favorables que brinda Mendoza, “se ha logrado hacerse en un poco más de 12 meses. Esto demandó un trabajo estatal de impactos ambientales que salieron positivos, la erradicación de un basural cerca y el gran esfuerzo y trabajo realizado por la empresa”.

Además, Cornejo explicó que la fábrica “tiene acceso directo a los puertos más importantes. Se encuentra emplazada en un lugar donde tienen buena conectividad con productores locales que se verán beneficiados, logrando una sinergia positiva para lograr crecimiento económico que generará beneficios para la empresa y para Mendoza”.

En ese sentido, Cornejo afirmó: “Es tarea de sus gobernantes hacer que esa distribución del ingreso sea adecuada, generando incentivos positivos para armonizar el crecimiento y el trabajo. La provincia tiene escasos instrumentos de política económica, teniendo en cuenta el sistema federal, desde luego, no tiene influencia en el tipo de cambio o la circulación de la moneda, los impuestos más importantes son nacionales los aranceles externos son nacionales”.

Continuando con la explicación, Cornejo puntualizó: “Los instrumentos que tiene Mendoza, para influenciar en la economía, son: tener un presupuesto público equilibrado, no gastar más de lo que se ingresa. Esos instrumentos los hemos logrado en mi gestión. Por primera vez en una década no se toma crédito para gastos corrientes”.

El mandatario destacó, además, que el saneamiento fiscal de la Provincia permitió generar beneficios impositivos a quienes pagan Ingresos Brutos.

“Se trata de un impuesto que es bastante regresivo y deberíamos tender a la eliminación. En nuestra provincia los hemos venido bajando sistemáticamente en estos tres años. Somos tres provincias las que hemos logrado esta baja y queremos hacerlo más, pero necesitamos acomodar más el gasto. Si hay continuidad de gestión, seguiremos con bajas impositivas. También hemos seguido en bajas impositivas selectivas, como es el Bono Fiscal I, II y el III que estamos preparando a lanzar para proyectos de inversión”, afirmó Alfredo Cornejo.

El mandatario aprovechó la explicación para destacar que “este proyecto de Simplot Argentina es beneficiario de ese Bono Fiscal también”.

Posteriormente Cornejo explicó una serie de instrumentos que se suman a los anteriores y que “han logrado una Mendoza sana en materia de economía”. En este sentido, sostuvo: “Pusimos a disposición todos los trámites de forma ágil. Eso también es una contribución a una economía sana”.

El Gobernador también destacó que “en estos tres años le hemos dado la bienvenida a la inversión extranjera, que antes fue rechazada”. Para finalizar, resaltó que “hoy Mendoza está mejor preparada para recibir estas inversiones y ha contribuido a construir una economía sana para el empleo genuino”.

Por su parte, el ministro Sica destacó que la fábrica “junta la producción agropecuaria con un producto autóctono, trayendo tecnología y agregando valor, invirtiendo en una provincia tan importante desde el punto de vista de su capacidad productiva y sus potencialidades. Esta fábrica va a cambiar la matriz productiva de Mendoza. En unos años hablaremos del vino, del petróleo, pero también hablaremos de la papa como principal producto exportador”.