«Las dietas de los legisladores de casi $200 mil son un insulto para el pueblo de Mendoza» afirma Da Vila del FIT

Actualidad Mendoza

Un legislador de la provincia de Mendoza con su dieta recibirá $159012.57 de bolsillo y unos $193011.09 en bruto. Esto implica un aumento en lo que va del año de más del 30%, casi $37 mil pesos de aumento de bolsillo y poco más de $13 mil en relación al mes anterior.

Al respecto el senador del Bloque del Frente de Izquierda- Unidad, Victor da Vila, se refirió «En un momento de crisis como que el que vive nuestro país y la provincia que los legisladores sigan cuidando sus beneficios personales de la casta política constituye un insulto a quienes viven de su trabajo».

Y agregó «El mecanismo por el cual se aumentó la dieta es macabro, pues se encuentra “enganchado” a los aumentos de los trabajadores estatales».

«Lo que parece un acto de justicia es un hipocresía total. Un aumento del 30% para un salario de $15 mil significa que ese trabajador pasara a cobrar $19500, unos $4500 de aumento. Pero para una dieta de $120 mil implica unos $36 mil del aumento», prosiguió el senador.

Destacó «el mecanismo de “enganche aumenta la brecha salarial a favor de la planta política».

«El FIT plantea el inmediato “desenganche” de toda la planta política de los aumentos salariales que perciben los trabajadores del estado. La inmediata aprobación del proyecto legislativo para que ningún funcionario político cobre más que una directora de escuela», afirmó el referente de izquierda.

«También la necesidad de establecer una inmediata recomposición salarial de emergencia para los trabajadores de la provincia de Mendoza y la inmediata reapertura de paritarias a fin de garantizar que no sean los trabajadores quienes paguen la crisis en curso», concluyó Da Vila.

LA ASAMBLEA DE LA MILITANCIA DEL FIT RESOLVIO 5 PUNTOS PARA ENFRENTAR LA CRISIS

Con la presencia de la formula a la gobernación, Noelia Barbeito y Soledad Sosa; el candidato a senador, Victor da Vila, y más de 200 trabajadores y estudiantes sesionó la asamblea de la militancia del Frente de Izquierda y de los Trabajadores.

La aplastante derrota de Mauricio Macri claramente ha profundizado la quiebra nacional y mientras negocia la dolorosa transición con el FMI han quedado en claro dos cosas.

La primera que todos son partidarios de una devaluación del peso, que significa una fuerte confiscación del ingreso de quienes viven de su trabajo, la segunda es que Argentina está sometida a un régimen de coloniaje financiero monitoreado por el imperialismo norteamericano a través del FMI.

Es por esto que planteamos 5 medidas de emergencia para enfrentar la crisis atendiendo a las necesidades de los trabajadores y sectores populares.

1)        Suspensión del pago de la deuda externa y de la deuda provincial.

Nacionalización del sistema financiero y el comercio exterior. Esos recursos son la base para poner a producir todas las fábricas que cierran, bajo control obrero.

2)        Mercado único de frutas y hortalizas.

Bajo el control de un consejo de productores y con mayoría obrera. Que fije el precio de venta y compra. Establezca los plazos de pago y planifique la producción agraria de acuerdo a las necesidades populares.

3)        Prohibición de suspensiones y despidos.

Reparto de las horas de trabajo. Salario mínimo igual a la canasta familiar. Puesta a producir de todas las fábricas que cerraron o están paralizadas bajo el control de sus trabajadores. Nacionalización de las reservas hidrocarburíferas y bienes comunes, es la base para un desarrollo nacional y la industrialización. Plena vigencia de la 7722.

4)        Aumento general del presupuesto educativo.

Eliminación del ítem aula y salarios docentes igual a la canasta familiar. Becas para que nadie deje los estudios, ampliación de las raciones de comida en todas las instituciones educativas.

5)        Revocabilidad de los mandatos y que todo funcionario cobre como una maestra

Que todo funcionario que asuma pueda ser revocado de su mandato. Que los mismos cobre igual que una maestra con 30 años de función. Elección directa de jueces por el voto popular.