En el Día Mundial del Síndrome de Down, el senador Julio Cobos insiste en la ampliación de la libreta de salud para niños, niñas y adolescentes con Trisomía 21

Actualidad

En el Día Mundial del Síndrome de Down, Julio Cobos reiteró el pedido para que se trate la iniciativa para ampliar el horizonte de inclusión de niños, niñas y adolescentes con Trisomía 21 (Síndrome de Down) garantizando su acceso a la Libreta de Salud.

El legislador mendocino expresó que “la Libreta de Salud de la niña o niño es un documento único transportable que reúne toda la información concerniente al estado de su salud en general, desarrollo psicofísico, control de vacunaciones declaradas obligatorias y demás datos relevantes para su bienestar y calidad de vida”.

Cobos reveló que “en Argentina, la obligatoriedad de que todos los niños tengan libreta de salud, parte de la necesidad de universalizar la atención infantil. Sin embargo, pese a todos estos avances, la Libreta de Salud actualmente vigente no incluye las curvas de crecimiento y desarrollo, ni los controles necesarios para niños y adolescentes con Síndrome de Down, patología que requiere seguimientos sanitarios especiales por tratarse de una alteración genética que en nuestro país alcanza el promedio de 20.1 por cada 10.000 nacimientos, la segunda cifra más alta en comparación con el resto de países Iberoamericanos”.

El mendocino explicó que “nuestra intención es que los niños con Síndrome de Down y su familia se encuentren contenidos por el sistema, brindándoles apoyo y orientación, como así también, proveerles de información significativa para el ejercicio de sus derechos. El cuidado de la salud y la estimulación temprana les brindará mayores oportunidades para una vida plena”.

 

Día Mundial del Síndrome de Down

El síndrome de Down es una combinación cromosómica natural que siempre ha formado parte de la condición humana, existe en todas las regiones del mundo y habitualmente tiene efectos variables en los estilos de aprendizaje, las características físicas o la salud.

El acceso adecuado a la atención de la salud, a los programas de intervención temprana y a la enseñanza inclusiva, así como la investigación adecuada, son vitales para el crecimiento y el desarrollo de la persona.

En diciembre de 2011, la Asamblea General de Naciones Unidas designó el 21 de marzo Día Mundial del Síndrome de Down. Con esta celebración, la Asamblea General quiere aumentar la conciencia pública sobre la cuestión y recordar la dignidad inherente, la valía y las valiosas contribuciones de las personas con discapacidad intelectual como promotores del bienestar y de la diversidad de sus comunidades. También quiere resaltar la importancia de su autonomía e independencia individual, en particular la libertad de tomar sus propias decisiones.

Ver aquí la resolución aprobada por Naciones Unidas